La Gigantona

Es un personaje con una serie de rasgos sobresalientes entre los que destacan: la altura que oscila entre 12 y 13 pies, su incomparable belleza, la elegancia  con que suele vestir, su rítmico y dinámico bailar y el cortejo que los acompaña, entre ellos; el enano cabezón, y el copero.

Su aparición en nuestro país no es más que una expresión de la influencia española que hemos tenido y que data del período Colonial.

En general, ella representa un ideal de belleza que el conquistador trajo consigo y que en todo momento vinculó con su superioridad y poder.

Esta tradición tiene su procedencia en la Barcelona de la Edad Media,. Representaban Reyes, condes o personas de peso social. Décadas después es  donde la iglesia revive la tradición al querer celebrar de una forma especial la fiesta del “Corpus” de reconocimiento europeo. El Corpus, fue una fiesta religiosa instaurada encima de una fiesta que se celebraba de forma pagana; La fiesta de la naturaleza.  Por ello quiso representar fragmentos de la Biblia que fuese entendible para los analfabetos de la época. Ideo los “Gegants” (Gigantes) con personajes bíblicos como los evangelistas o ángeles así como  el “Bestiá” animales mitológicos como dragones para representar el mal. Con el tiempo aparecieron las Gigantonas portando con sus vestimentas, la tendencia de moda para la burguesía incluso siendo diseñados por los diseñadores mas exclusivos de París.

 
Anuncios